¿Es tu empresa digitalmente nativa? ¿Estás acometiendo un proceso de digitalización? ¿Tienes clara tu estrategia online? ¿Necesitas reforzar tu marca o potenciar tu presencia en el e-commerce? ¿Has trabajado ya con alguna agencia de marketing en Internet? ¿Es tu primera vez? ¿Necesitas emprender acciones de branded content pero no tienes muy claro el tono ni los formatos? ¿O todavía estás devanándote los sesos para subir puestos en esa primera página de Google? ¿Tienes ya un blog o quieres que te ayuden a diseñarlo desde cero? La respuesta a preguntas como esas determinará en gran medida el perfil de la agencia de marketing online que cubra tus necesidades y, si es posible, te aporte más de lo que esperabas.

Por eso, antes de ponerte a buscar la agencia de tus sueños, conviene que te sientes con tu equipo y analices tus necesidades.  Si es preciso, detalla en una lista las áreas en las que necesitas crecer o en las que adviertes vulnerabilidades. Y luego haz los deberes: investiga qué tipo de servicios hay disponibles y cuáles son las áreas más prometedoras. Y, una vez que tengas claro todo eso, lánzate a buscar una agencia de marketing digital que reúna las siguientes características:

Que sepa escucharte y se adapte a ti

Desconfía de las tallas únicas. En una agencia de marketing online solvente siempre te harán el traje a medida. Y para eso es fundamental que conozcan tu complexión y tus peculiaridades. Es buena señal que se interesen por lo que haces, que intenten ponerse en tu lugar y ver por dónde puedes crecer y que, después de ese proceso, te ofrezcan una propuesta a medida. En ese sentido, a veces es preferible trabajar con agencias de tamaño medio, puesto que serás un cliente con nombre y apellidos, no una casilla en un cronograma.

Que pueda cubrir todas las áreas que necesitas

El mundo online es un ecosistema que se retroalimenta. Por eso, no es buena idea trocear la gestión de tu marketing digital con varios proveedores (optimización SEO y web con unos, branded content con otros, desarrollo web y creación de apps con un tercero, animación y diseño otro más, etc.); puedes acabar con una especie de criatura del doctor Frankenstein llena de remiendos. Así que, en la medida de lo posible, y para lograr cohesión en tu estrategia, procura que todos los músicos toquen en la misma orquesta. La comunicación de tu marca depende de una coherencia absoluta en todos los terrenos.

Que esté especializada en tu área de negocio (o no)

Echa un vistazo a su cartera de proyectos. ¿Ha trabajado en tu sector y entiende tus necesidades? Ese puede ser un buen punto de partida. Sin embargo, a veces también es interesante trabajar con agencias que aporten un soplo de aire fresco y enfoques distintos. En 2012 Ford decidió trabajar con una agencia estadounidense como Wexley que tenía una experiencia nula en el sector de la automoción. Quería promocionar su Ford Focus de una manera distinta y creativa, y apostó por una agencia que pudiera ofrecerle ese valor añadido. Por eso, conviene que te fijes en el tipo de empresas con el que trabaja tu agencia de marketing potencial, pero también en su estilo de trabajo general y su creatividad.

Que combine creatividad y solvencia técnica

Y sí, a quién no le gustan las campañas divertidas y originales, llenas de ideas rompedoras. Sin embargo, en el marketing digital hace falta tanto cerebro como corazón. Hay que tener un conocimiento profundo de las métricas, de las herramientas, de las plataformas de contenidos, de las redes sociales, de las reglas de engagement. Asegúrate de que la agencia de tu elección cumpla con ambos requisitos: hay que tener historias que contar, y hay que saber cómo y a quién contarlas.

Que sea nativa

Un poco como Evoluciona. Bueno, imagina por un momento que no es Evoluciona. Piensa en una agencia abstracta que haya nacido en el medio digital, que no sea un simple departamento de un dinosaurio de la comunicación y el marketing. Porque el marketing online evoluciona, perdón, se transforma a toda velocidad y haber nacido en ese medio es casi la única manera de dominarlo a la perfección.

Que tenga una larga experiencia en el sector

Vale, sí, también como Evoluciona. Pero es que es verdad. Que para eso llevamos más de  veinte años trabajando en marketing digital. Para que te hagas una idea: cuando empezamos Terra era el portal de Internet de referencia en España. Bueno, incluso se utilizaba el término “portal”. Terra cayó prácticamente en el olvido, pero en Evoluciona seguimos explorando nuevas formas de comunicación online. Así que, antes de apostar por una agencia potencial, conviene tener en cuenta su trayectoria y los clientes con los que ha trabajado. La experiencia, y más en un sector relativamente joven como el marketing online, siempre es un grado.

A todo esto, ¿quedamos y nos conocemos?